Las nuevas botas de Cristiano Ronaldo  para los próximos meses de 2018 son las Nike Mercurial Superfly 360 CR7 Chapter 6 ‘Born Leader’, unas botas verdes inspiradas en la popular segunda equipación de Portugal con la que consiguió la Eurocopa de 2016 y el liderazgo que mostró para llevar a su Selección a la victoria.

Botas de Cristiano Ronaldo

Cristiano se caracteriza por tener un físico imponente, como el de un atleta velocista. Su potencia, tanto para correr como para disparar son envidiables, y es por ello que necesitan unas botas adecuadas que cubran todas estas características.

Las botas de CR7 son las Nike Mercurial Superfly 360, unas botas que se ajustan a sus necesidades y al estilo de juego del crack portugués. Han sido diseñadas para explotar la velocidad de un jugador tan rápido y explosivo como él. Su estatus de icono de Nike y su actitud ganadora y ambiciosa hacen que participe con el equipo creativo que desarrolla esta línea de botas de la marca americana.

Botas de Cristiano Ronaldo

Las Nike Mercurial Superfly 360 están hechas del revolucionario material Flyknit (hilo), que aporta una flexibilidad increíble y un ajuste único. Al estar microtexturada, el toque es mucho mejor. En esta nueva generación, la carcasa incorpora una superficie acanalada para ofrecer también un toque de balón y un control mejorado, ganando además fricción entre la bota y el balón en los momentos de máxima velocidad (que es generalmente a la que va Cristiano Ronaldo durante todo el partido).

Botas de Cristiano Ronaldo

Otro elemento característico de las Mercurial Superfly es la construcción elástica tipo calcetín que se ajusta alrededor del tobillo llamada Dynamic Fit, cuya función es dotar al pie de mayor seguridad y firmeza, dando la sensación de llevar un calcetín. Las últimas botas de Cristiano Ronaldo en 2018 también incluyen la tecnología ACC para conseguir el mismo toque de balón en cualquier condición meteorológica.

Botas de Cristiano Ronaldo

Pero la velocidad explosiva de un futbolista tan potente como CR7 necesita una gran estabilidad y capacidad de reacción, por eso la suela de las Nike Mercurial está fabricada de manera modular con una parte de los tacos en la zona del antepié para las arrancadas y otra parte de los tacos en la zona del talón para las frenadas.

Las botas de Cristiano Ronaldo

Compra aquí tus botas

Envío gratis en 24/48h
X
Predator
Nemeziz
Copa
Mercurial
Magista
Hypervenom
Tiempo


Comentarios

También te puede interesar



Botas de Cristiano Ronaldo en 2018

Botas de Cristiano verdes

Botas de Cristiano Ronaldo verdes

Marzo 2018: Nike Mercurial Superfly 360 CR7 Chapter 6

Botas de Cristiano de guepardo

Botas de Cristiano de guepardo

Marzo 2018: Nike Mercurial Superfly 360 x Kim Jones

Botas de Cristiano naranjas

Febrero 2018: Nike Mercurial Superfly 6 Elite Fast AF Pack

Botas de Cristiano naranjas

Botas de Cristiano negras y azules

Nike Mercurial Superfly Ice

Botas de Cristiano doradas del Balón de Oro

Botas de Cristiano plateadas

Nike Mercurial CR7 Chapter 5 'Cut to Brilliance'

Julio 2017 – Nike Mercurial Superfly 5 ‘Lock in, let loose’ Pack


Cristiano Ronaldo nació el 5 de febrero del año 1985 en la pequeña isla volcánica de Madeira, Portugal. Su madre era cocinera y su padre utilero. Precisamente esta profesión de su progenitor fue la que propició la afición del pequeño Ronaldo por el fútbol.

Como utilero, su padre se encargaba de las botas y las camisetas del equipo portugués CF Andorinha y le pidió el favor a su capitán de ser el padrino de su hijo pequeño. A los 8 años de edad, Cristiano comenzó a jugar en dicho club.

Mientras la mayoría de sus compañeros de equipo todavía seguían mejorando y desarrollando su juego, Ronaldo ya firmaba sus primeros contratos. A la temprana edad de 12 años fichó por el Sporting de Lisboa. Durante su existosa carrera profesional en el Manchester United, se forjó a fuego el apodo de CR7. Y en la actualidad, en el Real Madrid, continúa cosechando logros tanto a nivel colectivo como individuales, consiguiendo un promedio goleador brutal al salir a más de un gol por partido, entre muchos otros récords.

Siempre motivado para mejorar su juego, Ronaldo entrena con más ímpetu y ganas que nadie en el mundo del fútbol. Y los resultados ahí están: su gran resistencia física le permite estar siempre a punto para atacar hasta el último segundo del partido, su envergadura le aporta superioridad en la lucha por el balón, y la potencia de sus piernas le ayudan a rematar de cabeza a casi tres metros de altura. A pesar de ser un reclamo de las revistas por su portentoso físico, Cristiano Ronaldo asegura que entrena no para estar guapo, sino para estar preparado para todas las batallas en el fútbol.

La explosividad en su aceleración y los cambios repentinos de dirección y ritmo hacen que los defensas queden retratados en el sitio, sin posibilidad de pararlo. Su potencia de disparo a casi 128 km/h con ambos pies tiene aterrados a los porteros. A todo ésto hay que sumarle su capacidad de entender el juego colectivo al instante, permitiendo asistir a sus compañeros con pases letales y decisivos. No podía tener otras botas que las Nike Mercurial, inspiradas en su rápida y veloz forma de jugar.